Buscar este blog

Cargando...

GASTO PÚBLICO - PROPÓSITOS U OBJETIVOS DEL REPORTE

TÍTULO DEL TEMA:


GASTO PÚBLICO


PROPÓSITOS U OBJETIVOS DEL REPORTE



1. Analizar el Gasto Público y los efectos del mismo.

2. Explicar los diferentes tipos de Gasto Público.


INTRODUCCIÓN

El propósito de este reporte es conocer todo lo relacionado con el gasto público, los objetivos y la clasificación del mismo, así como también podremos ver los efectos del gasto público, el crecimiento del mismo, los sistemas tributarios, entre otras definiciones.

Los gastos públicos constituyen las erogaciones que efectúa el Estado para adquirir bienes instrumentales o intermedios y factores para producir bienes y servicios públicos; o para adquirir bienes de consumo a distribuir gratuitamente o contra el pago de una retribución directamente a los consumidores; o bien para transferir el dinero recaudado con los recursos a individuos o empresas, sin ningún proceso de producción de bienes o servicios
El gasto público permite a través de su orientación la solución a los problemas más urgentes de la comunidad como son servicios públicos, salud, recreación etc. y crea las condiciones objetivas que le permitan erradicar los conflictos sociales generales de la intranquilidad política del país.

El concepto de gasto público está siempre ligado al de necesidad pública, esta juega un papel importante del presupuesto de legitimidad de gasto público, puesto que es indispensable su preexistencia para que el gasto se materialice.


EL GASTO PÚBLICO

Gasto Público:

El gasto público puede definirse como el conjunto de erogaciones que realiza el Estado para adquirir bienes y servicios; estas erogaciones tienen como finalidad financiar la prestación de servicios públicos y de las transferencias que realiza el Estado a favor de las personas.


Conceptos y características de los gastos públicos:

Los gastos son públicos, porque los realiza el estado y la selección de cuales de ellos serán realizados por aquel, depende las ideas que al respecto mantenga el grupo políticamente dominante en un momento en el tiempo.

Otra definición orientada a los fines que persigue el Estado, es que el gasto público es toda erogación monetaria realizada por el Estado legítimamente autorizada y destinada al cumplimiento de sus fines.

En todos los casos el gasto es público porque lo realiza el Estado en cualquiera de sus niveles: nacional, provincial o municipal.


OBJETIVOS DE LOS GASTOS PÚBLICOS:

El objetivo principal del gasto público es obtener recursos para producir servicios y bienes públicos a favor de personas físicas o jurídicas.

Las diversas concepciones que se han desarrollado históricamente sobre las finanzas públicas, han postulado también distintos objetivos para la acción del estado y, consecuentemente, los gastos públicos.

El concepto de gasto público ha cambiado temporalmente, en función de los fines atribuidos al estado y asumidos como propios por grupo política y económicamente dominante en cada momento en el tiempo.

La caracterización de los gasto como públicos no depende de una concepción económica sino jurídica y política.

Desde una óptica jurídica, cierta parte de la doctrina opina que para que el gasto sea publico debe haber sido realizado en ejercicio del poder de mando que aquellos gasto realizados por el estado en las mismas condiciones que un particular serán gastos privados.

CLASIFICACIÓN DEL GASTO PÚBLICO:

Los gastos públicos se pueden clasificar en: gastos ordinarios y extraordinarios, gastos productivos o de transferencias, gastos corrientes y de inversión, gastos corrientes de consumo y gastos corrientes de transferencia.

Gastos Ordinarios y extraordinarios:
Los clásicos distinguían entre gastos ordinarios, aquellos que hacen al funcionamiento de los fines inherentes al estado según dicha concepción. Los extraordinarios son los ocasionados por guerras o catástrofes no previstas.

Gastos Productivos o de Transferencia:
Los gastos productivos son aquellas erogaciones cuyo destino es ala adquisición de bienes y servicios intermedios para la producción de bienes y servicios públicos. Mientras que los gastos de transferencia son aquellos en los cuales el Estado paga un importe a algún particular (persona física o jurídica).

Gastos Corrientes o de Inversión:
Los gastos corrientes consisten en clasificar los gastos de acuerdo con la función que cumple. Los gastos corrientes se sub-dividen en gastos corrientes de consumo y gastos corrientes de transferencia.


Gastos Corrientes de Consumo:
Son aquellos gastos en los que incurre el estado para la producción de bienes y servicios públicos. Su característica definitoria es la contraprestación: el estado entrega fondos y recibe bienes o servicios que son insumos para la producción de los bienes y servicios que satisfacen necesidades públicas

Gastos Corrientes de Transferencia:
Se trata de aquellas erogaciones del estado, que consisten en entregar sumas de dinero a ciertos beneficiarios, personas físicas o jurídicas; su nombre claramente los identifica, se fundamentan en la trasmisión de poder de compra de unos sujetos (los pagadores de impuestos) a otros, los beneficiarios de las trasferencias.

Los gastos de transferencia más importantes son:

a) Los servicios de la deuda publica, para el pago de la amortización del capital y sus intereses.
b) Los beneficios de la seguridad social: son prestaciones a cargo del estado en beneficio de personas que han cumplido determinados requisitos, establecidos por la ley: jubilaciones, pensiones, rentas periódicas a los minusválidos, subsidios por desempleo, asignaciones familiares, pagos de servicios médicos, etc.


Gastos de Inversión:
Son los destinados a la adquisición de bienes de infraestructura o sea bienes de uso duraderos que aumentan el activo del estado y que son utilizados por éste para la prestación de bienes y servicios públicos por un lapso superior a un año.


EFECTOS DEL GASTO PÚBLICO:

El estado al desarrollar su actividad a través del gasto público produce efectos en los diferentes mercados: de trabajo, de capital, de mercaderías y otros. Estos efectos varían según el recurso que financie las erogaciones.

Por ello para utilizar el gasto público con fines fiscales y extra fiscales, es necesario realizar un análisis del conjunto del tipo de gasto y el recurso que lo financia.

La teoría clásica estudia el gasto publico desde la óptica de su minimización y en relación con la necesidad de equilibrio presupuestario; por su parte la teoría keynesiana, analiza los efectos económicos del gasto publico sobre los agregados económicos globales, para influir en la economía a través de aquel, de modo de lograr desarrollo económico con pleno empleo.


GASTO PARA LA PRODUCCIÓN DE BIENES Y SERVICIOS:

La producción de bienes y servicios tiene por objeto satisfacer necesidades públicas definidas pro el estado que, como se ha visto, son determinadas políticamente.


CRECIMIENTO DE LOS GASTOS PÚBLICOS:

Crecimiento aparente:
La causa más importante del aumento aparente de los gastos públicos es la desvalorización de la moneda de papel en régimen de curso forzoso. Como los gastos públicos representan, en gran medida, adquisiciones de bienes y servicios en el mercado, la desvalorización del dinero implica el aumento de los gastos públicos en su valor nominal.

Crecimiento real:
El aumento real de los gastos públicos se debe, sustancialmente, a las siguientes causas:

1. Aumento del territorio: trae consigo el aumento de los gastos públicos por la necesidad de proveer a la organización política y administrativa de las nuevas regiones y atender a los servicios públicos (defensa, seguridad, salud, instrucción) como así también efectuar inversiones básicas para el desarrollo de aquellas.

2. Aumento de la población: el crecimiento demográfico es causa de aumento de los gastos públicos, ya que el volumen de los servicios está ligado a la magnitud de la población.

3. Aumento de la renta nacional: el crecimiento de la renta nacional permite al Estado satisfacer, más intensamente, las necesidades públicas ya asumidas o asumir otras nuevas que antes quedaban postergadas por el nivel de renta anterior. Esto se da en todos los niveles (nacional, provincial, municipal)

Aumento absoluto y aumento relativo:
El aumento del territorio, de la población y de la renta nacional produce, obviamente, un aumento absoluto de los gastos públicos. Pero es oportuno examinar si también ha habido un aumento relativo de dichos gastos, comparando no sólo los guarismos de los gastos públicos, sino los de los gastos públicos por unidad de superficie territorial, los de los gastos públicos por habitante y los de los gastos públicos por unidad de renta nacional.

Incremento por motivaciones políticas, económicas y sociales:
En primer término, el aumento de los gastos públicos, no motivado por las causas ya examinadas, debe atribuirse al crecimiento de las tareas y funciones asumidas por el Estado. Las tareas limitadas que la filosofía liberal asignaba al Gobierno, han sido ampliadas masivamente por la filosofía intervencionista.

SISTEMA TRIBUTARIO:

Un sistema tributario es un conjunto de impuestos que rigen en un país en un determinado momento. La tendencia universal es a que haya varios impuestos y no uno solo.

Desde un punto de vista normativo (lo que debe ser), un sistema tributario es un conjunto adherente, sistemático e interrelacionado de impuestos que rige en un país en un momento determinado en el que debe cumplir ciertos requisitos para ser una estructura tributaria idónea. Así las cosas, un sistema tributario debe estar diseñado para atender los siguientes objetivos:

• Debe permitir alcanzar los objetivos de la política fiscal (máxima equidad posible, menor interferencia posible en la asignación de los recursos de la economía y promover la estabilidad y el crecimiento económico).

• Minimizar los costos del sistema, ya sean los que incurre el contribuyente como los de la administración fiscal (la organización estatal dedicada a la percepción y el control impositivo)

• Lograr un rendimiento fiscal adecuado, lo que implica alcanzar una recaudación en función de los objetivos propuestos, tanto desde el punto de vista del financiamiento del gasto publico como de incidir en la economía.

Nuestro sistema tributario se encuentra formado por:
Impuestos nacionales:
• Impuesto a la ganancia
• Impuesto al valor agregado
• Impuesto a los bienes personales
• Impuestos a los combustibles
• Impuestos específicos a determinados consumos
• Impuestos de sellos
• Impuestos aduaneros

Impuestos provinciales:
• Impuesto sobre los ingresos brutos
• Impuestos inmobiliarios
• Impuestos sobre los juegos de azar
• Impuestos sobre los automotores
• Impuestos de sellos

Municipales:
• Tasas retributivas de servicios
• Contribuciones

CONCLUSIÓN DE LO APRENDIDO

Finalizado el reporte del gasto público pudimos conocer los conceptos y características del gasto público, donde vimos que el gasto público es un conjunto de erogaciones o gastos que realiza el estado para adquirir bienes y servicios, con el fin de financiar la prestación de servicios públicos.

El gasto público permite a través de su orientación la solución a los problemas más urgentes de la comunidad como son servicios públicos, salud, recreación etc. y crea las condiciones objetivas que le permitan erradicar los conflictos sociales generales de la intranquilidad política del país.

Es importante señalar que el gasto público, se define como el gasto que realizan los gobiernos a través de inversiones públicas. Un aumento en el gasto público producirá un aumento en el nivel de renta nacional, y una reducción tendrá el efecto contrario. Durante un periodo de inflación es necesario reducir el gasto público para manejar la curva de la demanda agregada hacia una estabilidad deseada. El manejo del gasto público representa un papel clave para dar cumplimiento a los objetivos de la política económica.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada